Azucaradas, con frutas, con queso o saladas, las tartas de nuestras regiones son uno de los productos típicos de la gastronomía Valona.

A lo largo de los años, las recetas no han cambiado apenas. Tanto si son pequeñas como grandes, son redondas y están decoradas con mil sabores.

 

Azucaradas y saladas

Las especialidades más conocidas son la tarta de arroz de Verviers, la tarta azucarada de la región de Chaumont-Gistoux y la conocida Tarta al D’jote, de acelgas y queso, de Nivelles.

Las recetas las han guardado los presidentes de las cofradías. Siempre encontrarás una panadería de camino para degustar una tarta local y disfrutar de lo que se hace mejor. La tarta de arroz, la decana de las tartas valonas Encontramos por primera vez una referencia a esta tarta en un obrador de cocina de 1604 de Lancelot de Casteau, para los amantes de la historia.

En la región de Verviers, encontrarás las mejores tartas de arroz con una gran selección: una cobertura de «macaron».

 

Para los amantes de la tarta azucarada

Encontramos la tarta azucarada en las regiones del Henao y del Brabante, con la tarta de azúcar de Chaumont-Gistoux.

La podrás degustar durante la pausa del almuerzo en Nivelles, al pie de la colegiata. ¡No cojas un cuarto!

Tanto si son azucaradas como saladas, depende de vosotros probarlas. Te proponemos las recetas de la tarta Al D’jote y de la tarta de arroz.