Es difícil resistirse a las galletas de Dinant y sus decoraciones dignas de los más bellos bajorrelieves. ¡La galleta, muy dura, se conserva bien y algunos las usan en decoraciones murales! Dejando de lado esta especialidad, hay muchos otros lugares que descubrir.

Maison Solbrun

Este lugar, a orillas del Mosa, ofrece una serie de deliciosos dulces azucarados: cuberdons (dulces de almíbar y goma arábiga), nubes, turrones, pastelería de la casa, pralinés, caramelos y panes con especias… La tienda, que también es un tea room, te permitirá disfrutar de un lugar bonito y de las vistas del Mosa mientras disfrutas de una pausa.

Divin Terroir

Este colmado fino te invita a probar los productos regionales, degustarlos en el lugar o llevártelos. Confituras, rillettes (un paté), vinagretas… Son productos de calidad, en su mayoría, regionales. Merece la pena visitar este lugar tan bien acondicionado, ¡aunque sea por su bar de vino!

Un buen lugar para tomar la Flamiche

¡Las galletas couques de Dinant son nuestro orgullo y una tradición muy arraigada! La familia Collard las prepara y las comercializa, de generación en generación, desde 1774. En este lugar encontrarás otra especialidad: la conocida tarta Flamiche.

También te gustará