Namur la romántica, ir de compras a orillas del río

Para descubrir Namur, hace falta tomarse un tiempo. La riqueza de su patrimonio, el encanto de sus calles, de sus terrazas y de sus restaurantes, se saborea. Desde lo alto de la Ciudadela hasta la ribera del Sambre, la capital valona tiene mucho que ofrecerte.

Namur, con su Ciudadela en lo alto, fue llamada por Napoleón el «termitero de Europa».

Pasear por Namur es deambular a lo largo de calles llenas de encanto, tomarse un tiempo para  pararse en una tienda o en un restaurante y, por qué no, acabar el día en el cine o en el Teatro Real de Namur.  Puede que hayas visto en la gran pantalla una película de Benoît Poelvoorde o de Cécile de France, actores originarios de este lugar.

Menos conocidos, Djoseph y Francwès son sin embargo unos dignos representantes de la ciudad y guardianes de uno de sus emblemas, el caracol, la auténtica mascota de la población namurense y la especialidad culinaria de la región.

¿Lo sabías?

 

La patata frita nació en Namur. Sí, esta ciudad a orillas del Mosa fue, en el siglo XVIII, amante de la morralla frita, que pescaban los namurenses. Desgraciadamente, a lo largo de un invierno muy frío, el río se heló e impidió pescar. Eso no fue un gran problema porque los namurenses decidieron cortar las patatas en forma de pescadito y los frieron. ¡Los habitantes de Namur son de lo más avispados!

No te puedes perder la visita del punto culminante de la ciudad, la Ciudadela. Desde lo alto del este espolón, protegido por una de las mayores fortalezas de Europa, las vistas de las atracciones más importantes de Namur son incomparables. Dejando de lado, los numerosos eventos festivos o deportivos que tienen lugar.

Regresa al centro histórico para descubrir algunos de sus tesoros arquitectónicos: la Catedral de Saint Aubain, el Teatro Real de Namur, el Campanario… No te olvides de llevar contigo la máquina de fotografiar, la multitud de clichés para tu colección será abundante. Déjate tentar por una actividad, pasea en pareja por el antiguo Namur, disfruta caminando a lo largo del muelle, o ves un poco más lejos y visita unos alrededores llenos de destinos que te sorprenderán.

¿A cuánto está de Bruselas?

 

Namur está a 1 h de Bruselas saliendo de la Estación Central y a 1 h en coche. También se puede volar directamente hasta el Brussels-Airport-Zaventem en Namur.